Email: direccion1@ceps.org.mx | Teléfonos: (52)(55) 5563-1604 y (52)(55) 5563-6543

¡No llores, si me amas!

Hablar de la muerte siempre produce un escalofrío, o peor aún, miedo e incertidumbre. Sin embargo, nos olvidamos que la muerte es regresar el regalo de la vida que Dios nos dio, donde ya no hay distinción entre ricos y pobres. Esta etapa de la vida es mudarnos a una habitación que el Señor nos tiene preparada para la eternidad.

Entonces, ¿Por qué produce tanto miedo la muerte? ¿Por qué cuando algún ser querido llega a morir nos produce un dolor indescriptible? Acompaña al Padre Rogelio en la siguiente reflexión acerca del momento en que Dios nos llama para rendir cuentas.

Sé parte de nuestra red

Buscar en el sitio

Haz tu Donativo