Email: direccion1@ceps.org.mx | Teléfonos: (52)(55) 5563-1604 y (52)(55) 5563-6543

Los desafíos de la migración

MENSAJE

A TODOS LOS MIEBROS DE LA IGLESIA QUE CAMINA EN MÉXICO

A LAS AUTORIDADES CIVILES DE NUESTRA NACIÓN.

Continúan fluyendo en los medios de comunicación noticias, reflexiones, pronósticos, sin faltar las denuncias ni los reclamos, respecto a la realidad que estamos viviendo respecto al desafío de la Migración.

Como sabemos, México es un país de tránsito, estación temporal y definitiva de hermanos provenientes de otros países y lugar de salida y que acoge a connacionales al ser repatriados. Estamos en el eje de este gran desafío que nos preocupa a todos.

Nuestras autoridades, junto con las de otros países, se han pronunciado al respecto y han buscado y logrado importantes diálogos. Con reconocimiento agradecemos el esfuerzo que realizan. La realidad globalizante que vivimos invita al encuentro más que al conflicto entre los países.

Ya en un comunicado anterior y en nuestro Mensaje con ocasión de la Jornada Mundial de los Migrantes e Itinerantes (22/12/16), habíamos invitado a estar atentos a los momentos que vivimos y actuar, desde la fe y con sentido de Iglesia, con actitud misionera y de servicio. 

Ahora me permito sugerir, con todo respeto y deferencia, a todos mis hermanos en el Episcopado, a suscitar un diálogo que pueda darse en los siguientes niveles como un proceso:

  • Diálogo con los propios agentes de Pastoral de Movilidad Humana o, en su ausencia, de Pastoral Social y de Cáritas, para tener datos precisos, actualizados, de esta realidad.
  • Diálogo con las Autoridades Federales cuyas delegaciones existan en el Estado, con las Estatales y Municipales, en los ámbitos de las Secretarías del Trabajo, Desarrollo Social, Salud, Educación, Seguridad Ciudadana, así como las instancias de Migración, de Derechos Humanos y otras que puedan incidir en este tema, buscando una mirada común al respecto.
  • Diálogo con empresarios, con organizaciones civiles, para buscar, junto con los agentes de Pastoral diocesana y de Provincia, caminos para enfrentar este desafío.

El diálogo para salvaguardar el respeto a la dignidad y apoyar a cada persona en su proyecto de vida para el desarrollo particular, de su familia y de nuestra Nación, es elemento de base en nuestra misión evangelizadora.

El Papa Francisco nos invita a buscar en su Mensaje de Cuaresma al “otro” necesitado y en Misericordia et Misera a llevar la misericordia y a la dimensión social promover su cultura. La Dimensión Episcopal de Pastoral de Movilidad Humana está a su disposición para apoyar y animar las decisiones pastorales que los Señores Obispos y sus Agentes de Pastoral decidan.

Que la Sagrada Familia, modelo y protectora de los migrantes nos acompañe.

+Guillermo Ortiz Mondragón

Obispo de Cuautitlán

Encargado de la DEPMH

Obispo Responsable de la Dimensión: Mons. Guillermo Ortíz Mondragón-Obispo de Cuautitlán
Secretario de la Dimensión: Pbro. Arturo Montelongo

Desarrollar procesos de inserción y participación de los agentes de pastoral de la movilidad humana mediante la promoción de encuentros provinciales motivados por la participación activa de los agentes en la formación para lograr una acción más profética y eficaz de la dimensión.

Sé parte de nuestra red

Buscar en el sitio

Haz tu Donativo